Amortiguadores: Todo lo que necesita saber sobre ellos

27 September 2013, Comentarios: 0

La función de los amortiguadores es adaptar la masa no suspendida a las irregularidades de la superficie de conducción; en pocas palabras la función de los amortiguadores, es tratar de que los neumáticos no pierdan el control con la superficie del camino sin que esto afecte considerablemente a los ocupantes del vehículo (los amortiguadores mantienen la masa suspendida lo más estable posible).

Para compensar estas oscilaciones del resorte, el fabricante instala unos elementos muy importantes del sistema de suspensión que se llaman amortiguadores; según la calidad y el diseño de los amortiguadores, estos pueden reducir considerablemente los rebotes dando como resultado un manejo seguro y confortable.

También, son elementos esenciales en la frenada. Unos amortiguadores en mal estado hacen que el vehículo adquiera mayor inercia al perder adherencia los neumáticos con el pavimento, por lo que se necesita más distancia para frenar y por lo tanto, mayor desgaste en las llantas.

Los amortiguadores suelen ser de funcionamiento hidráulico y pueden ser de simple o doble efecto, dependiendo de si solo actúan en un sentido de movimiento o en los sentidos del movimiento del pistón.

Unos amortiguadores sencillos están basados en un cilindro lleno de un fluido (este puede ser más o menos denso, lo cual condicionara el funcionamiento del amortiguador); dentro del cilindro se desplaza un pistón (el cual divide el cilindro en dos cámaras) unido a un vástago. El movimiento del pistón se efectúa gracias a dos orificios por los que el fluido pasa de una cámara a la otra.

El diámetro de dichos orificios también condiciona el funcionamiento de los amortiguadores, obteniéndose así diferentes clases de amortiguadores según su dureza. Uno de los orificios posee un tipo de obstrucción para que cuando los amortiguadores tiendan a abrirse tape uno de los orificios y el fluido solo pueda pasar por uno por uno los amortiguadores.

De esta manera, se ofrece una mayor resistencia al paso del fluido y se evita el rebote de los muelles de los amortiguadores. Por el contrario, si los amortiguadores tienden a cerrarse, el fluido puede pasar por los dos orificios y la resistencia a la irregularidad la ejerce el muelle de amortiguación. Esta es la descripción de unos amortiguadores básicos.

Otros tipos de amortiguadores

Amortiguadores de gas

Los amortiguadores de gas funcionan bajo los mismos principios que los amortiguadores hidráulicos. Una cámara en los amortiguadores está cargada de nitrógeno, el cual mantiene una presión constante sobre el fluido hidráulico que hay en los amortiguadores, con el fin de evitar la aireación del fluido hidráulico durante los movimientos rápidos de la suspensión.

El rendimiento de los amortiguadores mejora cuando no existen burbujas de aire en el fluido hidráulico. A este tipo de amortiguadores se les puede instalar electroválvulas que ayudan a variar su prestancia, obteniendo valores de dureza y suavidad según sea la necesidad del conductor.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *